Cambios corporales y autoestima en el embarazo

¿Estamos preparadas para asumir los cambios corporales y cómo pueden afectar nuestra autoestima en el embarazo? Cuando me quedé embarazada y leía por todas partes lo guapas que están las mujeres embarazadas, la piel y el pelo tan espectacular que tienen… En cambio, a mí no hacían más que salirme granos, perder la poca cintura que tengo y verme una barriga incipiente que no se sabía si era del embarazo o kilos más. De hecho, apenas tengo fotos de aquella época. ¿Por qué no me sentía brillar como las embarazadas de las revistas? ¿Era yo la rara? Y después del parto, ¿por qué nadie me dijo que saldría por la puerta del hospital prácticamente con la misma barriga que había entrado. ¿Solo me pasaba a mi? Estaba feliz por ser madre pero estas cosas no me ayudaban a sentirme bien conmigo misma…

 

Embarazo sin filtros

Hablar, compartir, mostrar el embarazo con sus luces y sus sombras ayuda a las que serán madres. Un embarazo no son barrigas perfectas, pelazos y filtros de Instagram. Estos cambios son normales y, en mi caso, si otras mujeres me hubieran hablado abiertamente sobre estas realidades, me habría ayudado. Al menos no hubiera sido una sorpresa. Aunque también es cierto que ahora, con la perspectiva, lo que he aprendido de tantas mujeres y el crecimiento personal que te da la vida de madre, tampoco afrontaría esos cambios en mi cuerpo durante el embarazo de la misma manera.

 

Los cambios en tu cuerpo durante el embarazo

Es evidente que el embarazo genera muchos cambios en el cuerpo y no solo después del parto. Durante el embarazo el cuerpo evoluciona para dar cabida a tu hijo y principalmente aumentan de volumen el abdomen y el pecho. Las hormonas te revolucionan y también puede que tengas más celulitis, reaparezca el acné y que se te vayan hinchando la cara y las piernas. Todo normal. Tu cuerpo se está preparando para ser un templo de vida y activa sus maravillosos mecanismos que desarrollaran al bebé, lo alimentarán, lo protegerán y, llegado el momento, lo harán salir fuera de tu cuerpo. En todo esto, las hormonas tienen un papel fundamental y ya sabemos cómo son. Así que no es de extrañar que te supere el cansancio con tanto esfuerzo o que decaiga tu ánimo. De hecho, algunas mujeres pueden presentan depresiones y mucha ansiedad.

 

Cuidar tu cuerpo comienza por dentro

Los cambios corporales suceden y realmente pueden afectar de verdad nuestra autoestima en el embarazo. Empezamos a no reconocer nuestro cuerpo con tanto cambio y hasta es posible que nos sintamos incómodas con él, que no lo aceptemos. Este trabajo de aceptación del cuerpo a veces lo arrastramos incluso desde niñas, y es en el embarazo cuando sale a relucir como realmente te aceptas a ti y a ese cuerpo imperfecto tan maravilloso que protege tu vida y la de tu hijo. ¿Qué hacer para subir la autoestima?

  • Pensar sobre lo que significan esos cambios en tu cuerpo y aceptarlos puede ayudarte. Tendrás otra mirada sobre ti, y verás más allá que un cuerpo en un espejo, verás un milagro preparándose a la venida de otro.
  • ¡Habla! Di como te sientes, compártelo, no disimules y ponles palabras a tus sentimientos, verás que hace que te encuentres mejor y te des cuenta de que todas hemos pasado por ello.
  • Prepárate mentalmente para el postparto. No es una etapa fácil porque además de estar cansada, tu cuerpo ha cambiado y necesita un tiempo para que todo se recoloque.

 

Después, si quieres, cuídate por fuera

Aceptarte no es abandonarte. Cuidarte físicamente, el mero hecho de prestarte atención, te ayudará a sentirte mejor contigo misma. Además los cuidados y el ejercicio te ayudarán a aumentar endorfinas y a bajar los niveles de cortisol, la hormona del estrés.

  • Cuida tu piel. Va a dar mucho de sí, mímala y ayúdale a que pueda estirarse y luego volver a su sitio. Ayuda a proteger su microbiota y en consecuencia a su sistema inmunitario. Hazlo con productos aptos para el embarazo, sin disruptores endocrinos pero que sean efectivos frente a los cambios asociados al embarazo como las estrías o la flacidez y la celulitis.
  • Haz ejercicio. Siempre antes y después del embarazo. Una parte imprescindible de la salud y el bienestar de todo ser humano. Cuida especialmente tu suelo pélvico con ejercicios específicos y con la guía de profesionales reconocidas como la especialista en suelo pélvico y mujer Caroline Correia, colaboradora de Me and Me.
  • Regálate no uno, sino muchos masajes. Son un alivio y un placer, busca profesionales que ofrezcan masajes específicos para el embarazo como el que hemos creado para nuestros centros colaboradores con productos Me and Me. Los masajes reequilibran y alinean tu cuerpo y además con Me and Me tratan y nutren tu piel. Todo un regalo para tu bienestar.

Cuidarte es quererte, mamá

Los cambios corporales pueden afectar tu autoestima en el embarazo, por eso es necesario anticiparse. No dejes de buscar momentos para tu cuidado nunca porque, como siempre decimos, para cuidar hay que cuidarse. Quizás te han salido estrías, tus caderas se han ensanchado, tu pecho no es el mismo… pero míralo como una señal de amor a lo que tienes entre tus brazos y cuando pase el tiempo preciso vuelve a ponerte en forma para sentirte bien tú, para poner tu salud a tono y seguir viviendo la maternidad desde tu plenitud y tu propia experiencia.

¡Tu cuerpo siempre es y será hermoso!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te informamos que los datos de carácter personal que nos proporciones serán tratados por Luxurious Goods Spain (titular del sitio web www.meandme.com), en su calidad de responsable del tratamiento de datos. La finalidad del tratamiento es gestionar los comentarios que realices en el Blog. La legitimación del tratamiento se realiza con tu consentimiento. No cederemos tus datos a terceros sin tu consentimiento previo. Si no introduces todos los datos marcados como obligatorios en el formulario es posible que no puedas dejar comentarios. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación, supresión y portabilidad de datos escribiendo a hola@meandme.com. También tienes derecho a presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos. Encontraras más información sobre Protección de Datos en nuestra Política de Privacidad.